El rincón de Debbie El díario del rincón de debbie

El baile de los Cossiers comprende un grupo de danzas populares españolas que se bailan en la isla de Mallorca, destacando Manacor, Alaró, Algaida, Montuiri e Inca.

<- Volver Atrás

24/01/2011 El baile de los Cossiers comprende un grupo de danzas populares españolas que se bailan en la isla de Mallorca, destacando Manacor, Alaró, Algaida, Montuiri e Inca.


Los bailadores suelen ser seis cossiers (el número es variable) y la dama (según el pueblo puede ser un hombre o una mujer) y en algunas localidades están acompañados por otros personajes (como el demonio). Normalmente el baile se realiza trazando un círculo (con la dama en el centro) aunque algunas danzas más solemnes (por ejemplo l'Oferta/La Oferta, els Mocadors/los Pañuelos o el Mercançó) salen de la norma.

Su origen parece encontrarse en los repobladores catalanes de la isla, al haberse encontrado referencias del baile en Cataluña, y aunque en un principio sería parte de la procesión del Corpus que acabarían integrándose en las fiestas patronales.

Cossiers de Montuïri

Los Cossiers de Montuïri son un grupo de danzadores de la villa mallorquina de Montuïri que actúan el día de la Ascensión y en las fiestas patronales de San Bartolomé.

Historia

El origen de los Cossiers se encontraría en la fiesta medieval del Corpus Christi como figuras que acompañaban la procesión, pero posteriormente se trasladaron a las fiestas de los pueblos.1 La primera referencia en los documentos donde se cita los Cossiers de Montuïri és el año 1750 en el Libro de Cuentas de las Cofradías del Santísimo Sacramento y San Bartolomé. Entonces la dama llevaba máscara, al dimoni de le llamaba Bovo i durante algunos años los Cossiers actuaron durante las fiestas de San Roque (16 de agosto).2
Hasta comienzo del siglo XX los cossiers actuaban en Completas, el primer baile era delante la rectoría y después de celebrarse la misa mayor salían a recoger donativos para las carreras. El día de san Bartolomé abrían la procesión de la tarde interpretando es Mocadors (los pañuelos). Los Cossiers también participaban en las carreras animadas con la música sa Mitja Nit (la media noche), con la peculiaridad de que los danzadores siempre dejaban llegar primero a la dama.

Actuación entre cuatro esquinas el día de San Bartolomé.

Los bailes y la música

Los bailes los llevan a cabo siete hombres, seis cossiers y la dama, acompañados de la figura del dimoni (diablo). Las danzas se realizan con música de flabiol y tamboril, a excepción de es Mocadors que también se acompaña con la xeremía. La mayoría de los bailes se ejecutan en círculo y con la dama en el centro. Salen de este esquema es Mocadors y l'Oferta (la oferta).
Los bailes que se interpretan actualmente son Flor de Murta (flor de mirto), Mestre Joan (maestre Juan), el Rei no podía (el rey no podía), la Gallineta Rossa (la gallinita rubia), l'Obriu-mos (abrirnos), sa Dansa Nova (la danza nueva), es Mocadors, es Mercançó y l'Oferta.1
Es Mocadors se usa para acompañar a las autoridades civiles o eclesiásticas, l'Oferta sólo tiene lugar dentro de la iglesia el día del patrón, como es Mercançó pero éste se reserva para las autoridades civiles.
Actualmente es Gentil o sa Gentil senyora (el gentil o la gentil señora) y sa Mitja Nit ya no se bailan.

Los vestidos

Los seis cossiers se visten dos de amarillo, dos de rosa y dos de verde; el color también influye en los bailes porque se colocan de manera alterna. La camisa de los bailadores es blanca ceñida con una amplia faja de color. Sobre los hombros y el pecho llevan una capita, llamada sa punta, con representaciones de santos en estampas (relliquis). También llevan una falda corta, túnel, y debajo pantalones amplios blancos, medias con cascabeles en diagonal y zapatillas del mismo color. El sombrero es de gran ala pero recogido en forma de teja, se decora con flores artificiales, que antes eran naturales y pequeños espejos. Del sombrero cuelgan tres cintas llamadas sa mocada. En cada mano un pañuelo y un ramo de albaca.1
La dama lleva un pantalón normal de color blanco que se cubre con una falda más larga que la de los cossiers y estampada. La blusa es también blanca y no tiene capita. El sombrero lo luce plano y cortado, sólo una mano es como los otros bailadores porque en la otra dispone de cintas y cascabeles para marcar el ritmo.

El dimoni

El dimoni (diablo) no forma parte de los cossiers en el sentido estricto, pero no se concibe el baile ni la fiesta sin él. Su principal función es abrir paso a la comitiva y dejar lugar para el baile, usando un látigo (llendera) y un gran palo (barrota). Durante la danza también interpreta de manera graciosa algunos pasos de los cossiers para terminar siendo pisado al final del baile por la dama.
Otra función del dimoni es perseguir y golpear con el látigo a los jóvenes que lo provocan, ya sea durante el recorrido o al final de un baile. Por eso es frecuente que no se deje pisar y abandone la barrota para poder correr más rápido.
Lleva una mascara, antiguamente de madera, con dos cuernos de macho cabrío encorvados y también cejas y bigotes de crin de caballo. El vestido es de saco atado con cuerda y decorado con motivos del infierno. Al final de la espalda lleva una esquila que sólo los niños más valientes se atreven a sonar. En las manos lleva un gran palo y un látigo para perseguir a los jóvenes.

Las actuaciones

El día de la Ascensión

El 15 de agosto los cossiers, el dimoni y los xeremiers salen del Ayuntamiento a las 19:00. Los dos primeros bailes se realizan sobre un escenario y el primero siempre es Flor de Murta. Posteriormente empieza el recorrido acompañado por la música de una pareja de xeremiers y van parándose delante de cada establecimiento (tienda, bar, etc) abierto donde interpretan un baile. Luego el negocio regala un donativo que será un premio en las carreras que se celebran la mañana del 25 de agosto.
Después de haber recorrido gran parte de la villa, el séquito vuelve a la Plaza Mayor donde otra vez sobre el escenario interpretan dos bailes más para terminar la actuación. En este día es normal que el dimoni al terminar un baile o durante el recorrido persiga a los jóvenes que lo provocan a gritos de "Banya verda" y otros.
Hasta el año 2008 los cossiers y la dama este día iban vestidos de paisano, pero por decisión de las danzadores a partir de ese año salen con el vestido correspondiente.

La víspera de San Bartolomé

El día 23 de agosto la comitiva también sale de la casa consistorial sobre las 19:00 y bailan sobre el catafalco. En esta ocasión acompañan al párroco y otros clérigos desde la rectoría hasta la iglesia donde asisten a las Completas en honor al patrón. Posteriormente reinician el recorrido, este día se paran delante de las casas de autoridades locales, antiguos cossiers o flabliolers así como personalidades de la villa.
La jornada concentra las conocidas persecuciones del dimoni a los jóvenes que lo provocan. Normalmente es el día con mayor afluencia de gente de Montuïri y venida de fuera. La actuación termina cuando los cossiers vuelven a la Plaza Mayor e interpretan los últimos bailes sobre el escenario.

El día de San Bartolomé

El 24 de agosto, festividad de San Bartolomé, la jornada empieza a las 9:00 al son del alba de las xeremies desde lo alto del campanario de la iglesia. A las 10:00 salen los cossiers y el dimoni del Ayuntamiento, bailan sobre el catafalco y sin más preámbulos inician el recorrido por el pueblo.
Ésta es la jornada más íntima y donde mejor se puede contemplar esta danza. Sin la multitud de la tarde anterior, el dimoni no corre y el pasacalle transita por el pueblo de forma más tranquila. En esta ocasión son las casas que lo han pedido o de alguna personalidad local las que reciben la visita y el baile de los cossiers.
La llegada a la Plaza Mayor empieza con un baile delante de la rectoría y luego con es Mocadors acompañan al clero local hasta la parroquia. Durante la celebración de la misa en honor al patrón, los cossiers interpretan l'Oferta delante de la imagen de San Bartolomé. Terminada la ceremonia, se baila otra vez es Mocadors, esta vez para llevar a las autoridades civiles hasta la Casa Consistorial (algunos años con suelta de palomas).

Hasta los años 90 del siglo XX el baile es Mercanço solo se interpretaba para las autoridades dentro del Ayuntamiento, pero hoy en día se baila una vez sobre el catafalco y otra dentro del edificio.

Finalmente el último baile del año es tradición que se haga delante de Can Mateu des Forn, en la Calle Mayor.

NOTA
*El jueves 25 de julio 2013 ÚLTIMA HORA anunciaba que vuelven los Cossiers – Algaida y los algaidins celebraron ayer celebraron ayer el 40 aniversario de la recuperación de una de las tradiciones con más arraigo en la isla: la danza de los Cossiers. Centenares de visitantes se congregaron en el “Quadrat” de la revetla para sentir en primerísima fila el sonido de los flabiols y cada paso de baile.

Bartolomé el Apóstol
San Bartolomé Apóstol

fotoooooooooooooooooo

Lienzo de José de Ribera.

fotoooooooooooooo
Apóstol y Mártir
Nacimiento siglo I a. C.Cana, Israel

Fallecimiento siglo ISiria

Venerado en Iglesia católica, Iglesia ortodoxa, Iglesias ortodoxas orientales

Festividad 24 de agosto rito romano
11 de junio ritos orientales

Atributos cuchillo y un libro
Patronazgo Armenia, Malta

[editar datos en Wikidata]

Bartolomé, también llamado Natanael, fue uno de los Apóstoles de Jesús. Su nombre (en griego Βαρθολομαίος) procede del patronímico arameo bar-Tôlmay, "hijo de Tôlmay" o "hijo de Ptolomeo". Es mencionado en los tres evangelios sinópticos, siempre en compañía de Felipe (Mateo 10, 3.; Marcos 3, 18.; Lucas 6, 14.). En el Evangelio de Juan, donde no aparece con el nombre de Bartolomé, se le ha identificado con Natanael, que también es relacionado siempre con Felipe. Louis Réau considera que su nombre procede de la unión de bar (hijo) y Ptolomeo, siendo por tanto, descendiente de la Dinastía Ptolemaica, aunque esto no tiene ninguna base en el Nuevo Testamento; en todo caso, hay que tener en cuenta que no era extraño para los galileos del siglo I tomar nombres griegos, o bien asimilarlos a ellos. Santiago de la Vorágine añade acerca de su figura que “se mantuvo ajeno al amor de las cosas en este mundo, vivió pendiente de los amores celestiales y toda su vida permaneció apoyado en la gracia y auxilio divino, no sosteniéndose en sus propios méritos sino sobre la ayuda de Dios”.

Fuentes bíblicas
Según el Evangelio de Juan, Natanael fue uno de los discípulos a los que Jesús se apareció en el Mar de Tiberiades después de su resurrección (Juan 21, 2.). A él lo había llamado Jesús por mediación de Felipe (Juan 1, 45.). Juan es el único evangelista que menciona a Natanael, y como en las listas de los evangelios sinópticos el nombre de Felipe es seguido por el de Bartolomé, la tradición asimiló a Bartolomé y a Natanael como uno solo.

Según los Hechos de los Apóstoles, Bartolomé fue uno de los Doce, según (Mateo 10, 3.), (Marcos 3, 18.), (Lucas 6, 14.). Fue también testigo de la ascensión de Jesús (Hechos 1, 13.).
Según una tradición recogida por Eusebio de Cesarea, Bartolomé marchó a predicar el evangelio a la India, donde dejó una copia del Evangelio de Mateo en arameo. La tradición armenia le atribuye también la predicación del cristianismo en el país caucásico, junto a San Judas Tadeo. Ambos son considerados santos patrones de la Iglesia Apostólica Armenia puesto que fueron los primeros en fundar el cristianismo en Armenia.

Iconografía

Imagen de San Bartolomé en la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción (Vellisca).
La imagen de San Bartolomé a lo largo de la Historia del Arte ha sufrido escasas modificaciones siendo común la representación del santo en el momento del martirio, siendo desollado, bien sobre un potro o atado a un árbol. También se le ha representado obrando milagros: resucitando a los hijos del rey Polimio y liberando a la hija de este, poseída por el demonio. En escasas ocasiones aparece siendo flagelado.

En el arte suele representársele con un gran cuchillo, aludiendo a su martirio, pues según el martirologio fue desollado vivo, razón por la que es el patrón de los curtidores. En relación también con su martirio aparece en ocasiones despellejado, mostrando su piel cogida en el brazo como si se tratara de una prenda de vestir.1 En la época barroca es común verlo representado como apóstol, con largo manto blanco, haciendo las escrituras sagradas y mostrando el cuchillo.

Imagen de San Bartolomé en la ermita de los Remedios de Valencia de Alcántara (Cáceres).
También se le representa sujetando con una cadena a una diablesa. El origen de este símbolo puede ser doble: 1º En los evangelios apócrifos, San Bartolomé requiere a Cristo resucitado que le muestre al maligno Belial. Después de habérselo mostrado, Jesús le indica "Písale la cerviz y pregúntale"; 2º Según la tradición, expulsó a un demonio, denominado "Astaroth", de un templo donde éste vivía dentro de una estatua; San Bartolomé demostró la ineficacia de la estatua, que decía curar las enfermedades, expulsó al demonio y consagró el templo a Jesús.
Respecto a su fisonomía, el santo es representado según la descripción que Berith hace a los enfermos y que así es narrada en la leyenda dorada de Santiago de la Vorágine: “Es un hombre de estatura corriente, cabellos ensortijados y negros, tez blanca, ojos grandes, nariz recta y bien proporcionada, barba espesa y un poquito entrecana. Su semblante presenta constantemente aspecto alegre y risueño”. Natanael fue uno de los 12 discípulos de Jesús que lo acompañó por mediación de Felipe cuando fue llamado cerca a Galilea.

Martirio
Su martirio y muerte se atribuyen a Astiages, rey de Armenia y hermano del rey Polimio a quien San Bartolomé había convertido al cristianismo. Como los sacerdotes de los templos paganos, que se estaban quedando sin seguidores, protestaron ante Astiages de la labor evangelizadora de Bartolomé, Astiages mandó llamarlo y le ordenó que adorara a sus ídolos, tal como había hecho con su hermano. Ante la negativa de Bartolomé, el rey ordenó que fuera desollado vivo en su presencia hasta que renunciase a su Dios o muriese.
En la Capilla Sixtina, pintada por Miguel Ángel, la piel que tiene San Bartolomé en sus manos contiene un autorretrato del mismo autor, detalle que no se descubrió hasta bien entrado el siglo XIX. En el colgajo de piel se pueden distinguir con total nitidez las facciones del pintor. Se dice que Miguel Ángel pintó su cara en la piel despellejada del mártir como signo de que él creía no merecer el Cielo, pues estaba atormentado.

Festividad
Su festividad se conmemora el 24 de agosto en la Iglesia latina; el 11 de junio en las Iglesias orientales; el 8 de diciembre entre los cristianos armenios.

Restos mortales
Sus reliquias reposan en la iglesia de San Bartolomé en la Isla Tiberina de la ciudad de Roma. Algunas partes del cráneo son veneradas en la Colegiata de Fráncfort del Meno.

Patronazgo
San Bartolomé es el patrón de aquellos que trabajan las pieles, fabrican o usan cuero, guantes, abrigos, cinturones y botas. También de las modistas por llevar su piel sobre los brazos. Es sanador de las convulsiones, crisis espasmódicas y enfermedades nerviosas en general.

Es patrón de multitud de pueblos y ciudades, entre ellas: Bolivia, Chile, Colombia, Ecuador, Costa Rica, varias regiones de España, Isla San Bartolomé (Francia), Mazatenango, Suchitepéquez (GUATEMALA), México, Perú y Venezuela.

Predecesor:
Judas Tadeo
Obispo de Artaxata
60 – 68
Sucesor:
Zacarías (Apóstol)